¡eh…(l)! costo de un grito

Inició como broma y ha costado ya 2 mdp a la FMF; ahora podría derivar en anulación de partidos y hasta conflictos por derechos de transmisión y patrocinios

Raúl Cruz | @rablue07
staff@mktdeportivomx.com
#mktdeportivomx
   A la Federación Mexicana de Futbol (Femexfut) el ahora famoso grito de ¡eh… puto…! le ha costado, del 2015 a la fecha, 2 millones de pesos por sanciones, cifra irrisoria en comparación con la posible suspensión de algún juego dentro de la actual Copa Confederaciones 2017 en Kazán, Rusia, próxima sede mundialista.
   De acuerdo a la agencia TASS, el acuerdo alcanzado entre la FIFA y el consorcio 2Sport2, encargado de transmitir en Rusia la justa deportiva, las repercusiones por detener un partido podrían alcanzar los 3.5 millones de dólares. 
   Y aunque después del partido de Portugal se puede hablar de una incidencia menor por el juego, para los patrocinadores los partidos de México contra Nueva Zelanda este miércoles, y en especial ante Rusia el sábado, serán la prueba de fuego por la reacción que puedan tener especialmente los seguidores locales.
   Además, cabe destacar  que los aficionados rusos son considerados por distintos organismos de futbol como “violentos y excesivos”, y ante lo que pueden considerar una agresión por el grito, el cuerpo arbitral deberá tomar las medidas necesarias.
   Incluso, este martes en un comunicado oficial a través de @miseleccionmx el representativo nacional invita a todos los “incondicionales” a modificar la actitud desde las tribunas.
   “Como sabes, la FIFA se toma con mucha seriedad el canto que hacemos cuando despeja el portero, y las posibles sanciones son graves. De continuar con este comportamiento de nada servirá el esfuerzo en la cancha si por esto perdemos el juego, si se suspende un partido o si te expulsan del Estadio; perdemos nosotros, pierdes tú, perdemos todos”, detalla el documento.
   Una semana con compromisos en el que el resultado trasciende del terreno de juego para la Selección Nacional de futbol, que tendrá no solo a federativos y patrocinadores al filo de la butaca, pues después del primer juego de México ante Portugal, varios aficionados tricolores que asisten a la Copa Confederaciones encontraron otra forma peculiar de expresarse, ahora con el grito de ¡eh… Putin!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *